Manifestación de Valor Electrónica

El artículo 59 de la Ley Aduanera en vigor, establece en su fracción III, la obligación para los importadores de entregar a la Agencia o Agente Aduanal que promueve el despacho aduanero, así como proporcionar a la Autoridad Aduanera la Manifestación de Valor de sus mercancías de importación, para el efecto también se genera la obligación de conservar la información, documentación y otros medios de prueba necesarios para comprobar el valor declarado.

En esta declaratoria, los importadores manifiestan bajo protesta de decir verdad la información y documentación necesaria para determinar el Valor en Aduana de las Mercancías, la cual se constituye en la Base Gravable para la determinación de los impuestos al comercio exterior y demás contribuciones y aprovechamientos.

Esta gran responsabilidad es para los importadores, ya que por su naturaleza legal debe ser requisitada sin lugar a duda por estos, no obstante, es práctica común que el importador delegue esta obligación en el Agente Aduanal quien se encarga de cumplir con este requisito.

Al respecto la omisión, delegación o el desconocimiento de la ley no los exime de su cumplimiento y aún cuando sea el Agente Aduanal quien elabora la Manifestación de Valor, la responsabilidad de la información y los datos declarados sean correctos y verdaderos corresponde a los importadores.

Como antecedente, esta obligación fue establecida en la regla 1.5.1., de las Reglas Generales de Comercio Exterior (RGCE) desde 2018, la cual establecía la presentación del formato denominado “Manifestación de Valor” al agente aduanal, cumpliendo con los requisitos señalados. 

Para el  caso de que la Autoridad aduanera ejerciera  sus facultades de comprobación, exigiría a los importadores  proporcionar todos los elementos tomados en consideración para determinar el Valor en Aduana de las mercancías, a través de la presentación de la “Hoja de Cálculo para la determinación del Valor en Aduana de mercancía de importación”, el cual consiste principalmente en el desglose de gastos incrementables al valor factura y que se adiciona a este para establecer la base gravable para el pago de los impuestos al comercio exterior.

Con la publicación el 30 de junio del año en curso, se publicó en el Diario Oficial de la Federación la regla 1.5.1 señalando diversas modificaciones, siendo las más relevantes el establecimiento de la obligación de transmitir este documento a través de Ventanilla Única de Comercio Exterior (VUCEM) incluyendo la información de la Hoja de Cálculo.

Esta disposición entrará en vigor una vez que se dé a conocer el formato denominado “Manifestación de Valor” del Anexo 1 para 2020, en el Portal del SAT a través de la Ventanilla Única de Comercio Exterior, y será exigible 30 días hábiles posteriores a su publicación de conformidad al Artículo primero transitorio fracción II.

Es importante mencionar que, los formatos E2 (Formato de la Manifestación de Valor) y E3 (Formato de la Hoja de Cálculo), del Apartado E de su Anexo 1, publicados en el DOF el 21 de diciembre de 2017, seguirán vigentes hasta en tanto no se cumpla con lo establecido en el párrafo anterior.

Consideramos que la modificación a la actual presentación de  la Manifestación de Valor, surge  por  parte de las autoridades aduaneras para tener mayor  información y control de los importadores respecto del valor de las mercancías de importación, ya que estará en la posibilidad de comprobar de manera anticipada y digital, las características  de las importaciones, verificando el  correcto pago de las contribuciones al comercio exterior y aprovechamientos que se causan por la importación de  mercancías, y así estar en la posibilidad de  detectar con mayor rapidez a los contribuyentes omisos y desalentando la posible subvaluación de mercancías.

Resulta importante insistir que el nuevo Formato E2 (Manifestación de Valor) se transmitirá a través de la Ventanilla Única de Comercio Exterior, presentándose de manera global o por operación, previo, durante o después del despacho aduanero, incluso su retransmisión, adjuntando los documentos de conformidad al artículo 81 del Reglamento de la Ley Aduanera, siendo los siguientes:

“Para efectos de lo dispuesto en el artículo 59, fracción III, primer párrafo de la Ley, los elementos que el importador deberá proporcionar anexo a la manifestación de valor son los siguientes documentos:

I.      Factura comercial;

II.     El conocimiento de embarque, lista de empaque, guía aérea o demás documentos de transporte;

III.    El que compruebe el origen cuando corresponda, y de la procedencia de las Mercancías;

IV.    En el que conste la garantía a que se refiere el inciso e), fracción I del artículo 36-A de la Ley;

V.   En el que conste el pago de las Mercancías, tales como la transferencia electrónica del pago o carta de crédito;

VI.  El relativo a los gastos de transporte, seguros y gastos conexos que correspondan a la operación de que se trate;

VII.   Contratos relacionados con la transacción de la Mercancía objeto de la operación;

VIII.  Los que soporten los conceptos incrementables a que se refiere el artículo 65 de la Ley, y

IX.  Cualquier otra información y documentación necesaria para la determinación de valor en aduana de la Mercancía de que se trate.”

La Manifestación de Valor será utilizada en operaciones de importación a territorio nacional, señalando excepciones para su presentación, entre las que se encuentran las operaciones de las empresas de la Industria Automotriz, Operador Económico Autorizado, Socio Comercial Certificado u otras operaciones especiales de conformidad con la regla 1.5.1. de la RGCE señalada.

La documentación que se transmita como anexo al formato denominado “Manifestación de valor” deberá conservarse de forma digital, por el plazo que señala el artículo 30 del CFF (5 años).

Una vez que entre en vigor la obligación de transmitir la Manifestación de Valor Electrónica, se deberán digitalizar los documentos listados en el artículo 81 del Reglamento de la Ley Aduanera, como anexos a la misma, dando cumplimiento con lo establecido en artículo 59 de la Ley Aduanera.

Es muy importante señalar que, en caso de error u omisión al adjuntar algún documento, se deberá transmitir nuevamente la “Manifestación de Valor” y realizar el pago de la multa establecida en el artículo 184-B de la Ley Aduanera fracción I en vigor (de $22,900 a $38,180) y adjuntarlo al formato.

En caso de afectar el valor declarado, se deberá rectificar el pedimento correspondiente, cumpliendo con lo señalado en la regla 6.1.1., cuando proceda el pago de lo indebido.

La retransmisión no procederá, en caso de reconocimiento aduanero y hasta que éste hubiera sido concluido; ni durante el ejercicio de las facultades de comprobación, salvo en aquellos casos donde el contribuyente proceda a corregir su situación fiscal y/o aduanera.

En caso de requerir información adicional, con gusto podemos apoyarle.

L.E.I. Ernesto Cervera Morales
Comercio Exterior y Aduanas

En México contamos con 19 oficinas en toda República Mexicana, 55 socios y más de 500 profesionales para ofrecerte la mejor calidad de nuestros servicios.